Hospital Niño Jesús de Madrid
09/06/2020

El Hospital Infantil Niño Jesús, situado en pleno centro de Madrid, necesitaba una solución durante el proceso de reforma de su cocina definitiva. El objetivo principal del cliente radicaba en que el servicio de hostelería pudiese realizar sus más de 150 servicios diarios con total normalidad sin que se viesen afectados por este acontecimiento. Siempre insistiendo en poder garantizar no solo a sus pacientes unas buenas condiciones higiénico-sanitarias durante la elaboración de las comidas, sino, además, poder ofrecer a sus trabajadores un espacio provisional que garantizase el cumplimiento de la normativa de Prevención de Riesgos Laborales y de Protección contra incendios.

Se trataba de un proyecto integral. El alquiler incluyó instalación, mantenimiento, transporte y desinstalación de la cocina y de todo su equipamiento. El emplazamiento de la cocina se realizó en los terrenos del hospital, en el patio interior, ya que tras estudiar las necesidades que el jefe de cocina nos trasladó y el espacio que el propio hospital dispone, desde Kitchening comprobamos que con esta localización conseguimos que los recorridos para evitar la contaminación cruzada eran los adecuados.

A pesar de todo nos encontramos con un obstáculo, dado que en dicho patio hay una cúpula de cristal que da luz a los vestuarios subterráneos del personal y que impedía la colocación a pie plano de los módulos; para solucionar el problema los técnicos de Kitchening diseñaron un sistema de calzas que permitía el emplazamiento deseado.

La cocina provisional estuvo compuesta por 18 módulos o containers prefabricados, completamente equipados con maquinaria profesional serie 900. Mediante estos módulos se dispuso de almacén seco, zona de conservación con cámaras refrigeradas, de congelación y mixtas, dos cocinas completas equipadas con fregadero una cuba con desbarace y escurridor, lavamanos de pie, insectocutor, cocina, horno mixto, elementos neutros, plancha fry top 90 centímetros, marmita, sartén basculante, freidora y mesa 150 central,  y un módulo de lavado equipado con fregadero de dos cubetas con grifo monomando gerontológico, lavamanos de pie, insectocutor, túnel de lavado y módulo de emplatado y cuarto frío.

Todo el conjunto modular se entregó al cliente listo para conectarse a las instalaciones de suministro y saneamiento.